APCBOLIVIA | Avión cisterna sobrevolará zonas críticas de incendios en Bolivia

APCBOLIVIA

Agencia Plurinacional de Comunicación

Avión cisterna sobrevolará zonas críticas de incendios en Bolivia



(Prensa Latina).- El avión cisterna ''Supertanker'' que contribuye a sofocar los incendios forestales en la región de Chiquitania, departamento boliviano de Santa Cruz, continúa hoy sus operaciones en las zonas más críticas, informó el ministro de Defensa, Javier Zabaleta.

La aeronave, con una capacidad para almacenar 150 mil litros de agua y una tripulación de 14 personas, realizó la víspera cuatro descargas para controlar el siniestro en localidades de Pesoe e Ipiá que, a juicio de Zabaleta, es el rendimiento óptimo esperado y ayuda al personal en tierra a enfrentar la situación.

Confirmó que las acciones en San Rafael, parte de San Matías, Río Negro (frontera con Brasil y Paraguay) y Taperas quedan pendientes, considerados los puntos más críticos actualmente, de ahí que este domingo el Supertanker sobrevuele esas áreas.

Resaltó la precisión de las operaciones del avión, a pesar de la velocidad y el tamaño, con muy poco margen de error gracias a la destreza de su tripulación.

El funcionario precisó que en algunas regiones como en Aguas Calientes el fuego se reactivó con llamas de dos y tres metros de altura, pero el trabajo de los brigadistas logró controlarlo y solo quedan pequeños focos de calor.

Por otra parte, el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, informó la víspera que el plan operativo elaborado por el Gabinete de Emergencia Ambiental establece utilizar el avión en las cinco áreas con mayor concentración de focos de calor y, de controlarlas, la operación en general sería un éxito.

Quintana informó que esa cartera de Estado de conjunto con el ministerio de Defensa instaló Fuerzas de Tarea Conjunta en San Ignacio de Velasco y Puerto Suárez, respectivamente, para enfrentar los incendios y sequías que afectan a la Chiquitania.

Asimismo, fue inaugurado un albergue transitorio para los animales silvestres afectados por el incendio forestal y se entregó forraje a los ganaderos para mitigar los efectos del desastre que devastó extensas zonas de pastizales.

Según fuentes oficiales, el incendio forestal afectó al menos 750 mil hectáreas.