APCBOLIVIA | A 29 años de la histórica marcha por el territorio y la dignidad: La lucha continúa

APCBOLIVIA

Agencia Plurinacional de Comunicación

A 29 años de la histórica marcha por el territorio y la dignidad: La lucha continúa



(APC Bolivia. CPIB. Melvin Rossell).- “Ya son 29 años... nunca hubo un movimiento así, que reivindique lo que tiene que ver con los Derechos de los pueblos indigenas de tierras bajas". 

Este movimiento se generó por diferentes problemas de las tierras de nuestras comunidades como la mayor preocupación para que entre todas las comunidades se levanten y vean el derecho de legitimación de nuestro territorio.

En aquel entonces el máximo dirigente de la Central de Pueblos Indígenas del Beni (CPIB), era Marcial Fabricano junto a Ernesto Noe, Tomas Ticuaso (+), entre otros lideres que encabezaron la marcha desde la catedral de la Santisima Trinidad hasta la ciudad de La Paz, partiendo un 15 de agosto de 1990.

Más de 300 hombres y mujeres indígenas fueron los que partieron rumbo a la sede de Gobierno, en busca de reconocimiento y debido a que sus tierras estaban siendo “manoseadas” por los empresarios madereros lo que les significaba la pérdida de sus tierras, de su territorio.

Hoy los pueblos indigenas a la cabeza de sus dirigentes debemos recordar esta primera marcha indígena por el Territorio y la Dignidad, con mucha alegria y pedir a nuestros representantes nacionales y departamentales que propongan una Ley, declarando Feriado Nacional y departamental el "15 de agosto" para los Pueblos Indigenas.

Segun relatos por los hermanos que participaron de la marcha, testificaron que marcharon ofrendando sus vidas, ésta duró 34 días tras recorrer 640  kilómetros de la ciudad capital del Beni, Trinidad, hasta la ciudad de La Paz. La marcha comenzó con tres pueblos indígenas, recorriendo el camino fueron incorporándose otras comunidades como San Ignacio de Moxos, San Francisco de Moxos, San Lorenzo de Moxos, por la región de Cochabamba se incorporaron otros hermanos indigenas

En la marcha, la solidaridad de los pueblos, empezando con la misma gente de Trinidad pues estudiantes de colegios y universitarios les ayudaron haciendo una campaña para que la población recolecte víveres para los comienzos y de esa manera fueron sustentados, apezar de que en ese entonces la  composición social tenia un concepto totalmente ajeno a los pueblos originarios, pues sobre ellos pesaba un rechazo, eran víctimas de discriminación.

Con este movimiento, los pueblos indigenas hemos contribuido a que el Estado boliviano, el pueblo boliviano, profundice, legitime un país y una sociedad democrática y pluricultural, como elementos que marcaron profundamente nuestra existencia dentro de la nueva Constitucion Politica de Estado.

Como no recordar que luego de 34 días, de penosa pero entusiasta caminata,  los marchistas arribaron a la ciudad de La Paz obligando al gobierno de Jaime Paz Zamora a realizar varios decretos para reconocer su autoridad en la administración de su territorio y sus derechos ancestrales que en adelante no volverían a pasar desapercibidas por los gobiernos y la sociedad civil.

Con esta accion heroica de nuestros hermanos marchistas nos debe llamar a la reflexion a todo el pueblo boliviano, que la lucha no fue en vano, pues ahora, aunque no en un 100 %, los Derechos indigenas son reconocidos por el Estado Boliviano.

Los Pueblos Indigenas de Tierras bajas, estamos convencidos que la lucha continua y que como un gran movimiento social que conforma el actual Estado boliviano, nunca debemos descansar para seguir contribuyendo  al desarrollo economico, social y politico de nuestro pais, en el marco del respeto defendendiendo los Derechos Humanos, el medio ambiente, nuestro territorio, la justicia, como elementos escenciales para el VIVIR BIEN.

Mi admiracion por aquellos hermanos que sacrificaron en la marcha sus vidas para darnos mejores dias y un homenaje postumo a aquellos que ya se fueron a una mejor vida pero que nos dejaron un gran legado.

¡QUE VIVAN LOS PUEBLOS INDIGENAS! Y GLORIA A LOS HEROES DE LA MARCHA!

Gracias.....!